domingo, 21 de abril de 2013

LAS RUEDAS DE MANO EN LA ALFARERÍA FEMENINA


La alfarería femenina tradicional, de la que quedan restos en Zamora, algún pueblo asturiano y en Mota del Cuervo, se sirve de una rueda baja para modelar, de las llamadas de cruces. Este torno representa un notable caso de arcaísmo en sí, pero actualizado por mujeres que se niegan a que desaparezca un sistema de trabajo tradicional. 


Obsérvese que las alfareras, con estas ruedas o tornos de mano, trabajan de rodillas o de pie   y mueven el torno con la rodilla derecha si tienen ocupadas ambas manos, o sentadas en un tajo en ocasiones.

El barro no se pone directamente sobre el torno. Se coloca primeramente una corona de barro llamada maya, sobre la que asienta un disco de barro cocido llamado lusia.


Cuando la pieza está concluida se levanta con su lusia de la maya. Naturalmente las alfareras disponen de lusias en abundancia. Cuando las piezas orean y se secan, ellas solas se desprenden de las lusias.

En Moveros, en la provincia de Zamora, la alfarera coloca primeramente sobre su torno una pellita de barro, a la cual adhiere una galga, o fina losa de pizarra, sobre la que modelará su cacharro. Al acabar su modelado retira la galga de la rueda con la pieza hecha, que también se desprenderá sola al secar.

Finalmente en Carbellino de Sayago la alfarera, antes de comenzar a modelar, lleva sobre la tabla del torno un puñadito de cen iza, e imprimiendo una rápida impulsión a la misma aprovecha su giro, para extender por igual con los dedos, la ceniza sobre el tablero, formando una ligera capa que lo recubre por entero. Al acabar el modelado la alfarera retira la pieza del torno, al que sólo estaba pegado superficialmente, pues lo aislaba la ceniza de la madera.

En El Casar, en la provincia de Guadalajara, Encarnación Bravo ha realizado un modelo de rueda de mano partiendo de diseños tradicionales encontrados en la red. Encarnación forma parte de la asociación de Arte-Terapia ALCE, organizada por muchas de las mujeres de esa localidad. La rueda diseñada y ejecutada por Encarnación, ha sido donada a Arttefacto, especialmente a los componentes del Alfar y será utilizada en cuantas exposiciones y mercados se realicen. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario