lunes, 22 de enero de 2018

ESTA SEMANA..... FIESTA DE INAUGURACIÓN EN PEÑARANDA

El Espacio Artístico A CÁNTAROS, formado por María Teresa Palacios y Jose Palacio, celebra su fiesta de inauguración con música, libros, cerámica, fotografía y sobretodo amig@s.

Vamos a presentaros nuestro bebé: esta forma de llevar y traer Cultura que nos hemos dado, como estos últimos 16 años, pero ahora jugando en casa. Y lo vamos a hacer de la mano de nuestra gente, la de nuestro pasado y nuestro futuro. 

Para acompasar el tiempo, nada mejor que tener a Dani Díaz o como artísticamente se hace llamar, Señor Nadye.


Ahora comparte nombre y marca con un grupo de artistas que rascan a las guitarras Thunder Eddie @eduarqt31 y la niña de fuego @virgi_neko. Al bajo Efrén "Dickfingers" Gordillo @efrengordillovinas . A la batería Nerea "madre de dragones". El Cantonto es el que teclea y Dani nos cuenta que no sabría que hacer sin ellos (en la música tampoco).


Ya estamos muy cerca de nuestra fiesta de inauguración y el cartel se va ampliando. Vamos a disfrutar de una gran vocal femenina en el mundo del Hip-Hop. 


Se llama Clika y además es escritora y ya ha publicado su primer poemario que se llama Baire y que nos presenta ella misma con estas palabras:

"Hola soy Clika. El 27 de enero estaré, junto con más artistas, dando un recital de mi nueva obra, Baire en Peñarandan de Duero, en el Espacio Artístico A CÁNTAROS, donde también me cantaré unos temillas. ¡¡Es vuestra oportunidad para los que quieran pillarme un ejemplar!! Está a 10€ con dedicación para quien quiera!"

Después, nada mejor que coger el micrófono y cantar, recitar o simplemente contarnos al resto vuestra visión de esta aventura, del lugar que hemos elegido para nuestro proyecto o para compartir aquellas habilidades que nunca creíais que estaban en vosotr@s mism@s.


Te gustará este libro porque…
¡Ah!, que ¿por qué Baire? Bueno, os impartiré una pequeña clase de mitología: la palabra «Ba» la utilizaban los egipcios como símbolo de la fuerza anímica. Es la parte espiritual de cada ser fallecido. Este símbolo tan significativo hacía referencia al espíritu de la persona ya muerta y no cuando aún estaba viva, y se dice que eran los que mediaban entre los dioses y la tierra. Estos espíritus cada vez que morían subían al reino celestial, pero en la noche bajaban a su cuerpo difunto que yacía bajo tierra reuniéndose con él. A este sujeto inerte se le denominaba «Ka». Este rencuentro era necesario ya que si el cuerpo (Ka) llegaba a su destrucción, también se eliminaba el «Ba», por ello es que «Ba» y «Ka» eran totalmente inseparables el uno del otro. Y bueno, si os estaréis preguntando que por qué «Baire» otra vez, bueno, pues es sencillo, si «Ba» es la fuerza del espíritu, el aire es lo que todo humano tras una transición, una repentina muerte, necesita para volver al reino celestial, lo que nuestro «Ka» ansía para que nuestro «Ba» no se destruya jamás y poder ser eternos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario